Las revelaciones de Miguel Ángel Quinteros, el ajedrecista argentino que convivió 25 años con Bobby Fischer

El gran maestro de la Argentina fue su asesor, su asistente y su amigo. Cuenta las reacciones del campeón del mundo y sus gustos particulares: los discos de Sandro, los productos de cuero y caminar por la avenida Corrientes en el centro de Buenos Aires. El triste final

Por Cherquis Bialo Especial para Infobae VER NOTA COMPLETA